La gran necesidad de la especialización en el mundo del marketing digital

Con este post pretendo arrojar un poco de luz y dar mi punto de vista a una pregunta que seguro nos ronda a todos/as por la cabeza

 

Dentro del Marketing Digital en los tiempos que corren es común encontrarnos con profesionales todo terreno que cubren un gran abanico de especialidades.  Pero, ¿es eso bueno o estaremos incurriendo en un grave problema, que no es otro que lograr un resultado muy pobre y seguramente no estar a la altura de las  expectativas creadas?

Tenemos que admitirlo, no podemos ser buenos en todo. Es más, seguramente solo podemos ser buenos en unas pocas cosas. Y cuando eres bueno en algo es que lo haces con más gusto y le has dedicado más tiempo a prepararte, conoces mejor las herramientas y has explorado como conseguir el resultado óptimo.

Otra cosa diferente es que aun no siendo nuestro campo nos preocupemos en obtener el máximo de información de como se trabaja en otras áreas. Seas lo que seas y ocupes el puesto que ocupes debes preocuparte en saber que hacen los demás, que herramientas utilizan y en caso de colaborar unos con otros poder entendernos y llegar a acuerdos. A mi por ejemplo me encanta aprender lo que hace la gente de analítica, creo que es una labor realmente espectacular y es lo que realmente marca la diferencia entre el mundo off y el on, la segmentación y la medición. Saber en todo momento los datos es crítico para el resultado de la campaña. Por ejemplo, para un diseñador cambiar los banners al ver que los porcentajes de visitas o clics no son los esperados es importantísimo.

Y al mismo tiempo si vas a pedir una colaboración al diseñador, al fotógrafo, al de vídeo, etc. es necesario que conozcas sus procesos y como trabajan.

La realidad

Cuando trabajamos por cuenta ajena, en una pequeña agencia por ejemplo, dependiendo del tamaño de la misma acabamos realizando labores para las cuales no estamos preparados. Y ese no es el mayor problema, ya que se puede y debe aprender, pero es ridículo ver a un responsable de estrategia diseñando, a no ser que sea para bocetar. Lo mismo que es un espanto cuando el diseñador se mete de lleno en realizar la estrategia, otra cosa es que de su punto de vista e ideas. Seamos serios y sobre todo sinceros con nosotros mismos.

Internet y todas las necesidades surgidas a partir del nacimiento del conocido como Marketing Digital ha creado un estratégico ruido muy grande donde para los propios clientes es muy complicado saber con quién están trabajando y que es lo que realmente sabe hacer. Yo he tenido la oportunidad de hablar con muchos directores/as de empresas que han contratado estos servicios y su comentario es siempre el mismo “no se muy bien que es por lo que he pagado, pero el resultando no es el esperado”.

Y esto nos lleva a otra cuestión, ¿están las direcciones de las empresas preparadas para discernir entre las diferentes ofertas que se les ofrecen?

Dicho en plata, ¿saben que necesidades tienen y como resolverlas?

Yo creo que no y es lógico que no lo sepan, ellos tienen sus propias especialidades en campos como la administración de empresas, ingenierías, etc. Vamos, que nadie les ha enseñado por donde tirar en los tiempos actuales para vender más o posicionar su marca . Pueden intuirlo o incluso alguno ha podido ir a algún cursillo. Pero el Marketing Digital avanza a una velocidad de vértigo. Por ejemplo Google cambia continuamente su forma de posicionar las páginas en función de criterios que debemos adoptar cada poco tiempo. Lo que hoy vale mañana estará ya obsoleto.

Los errores se pagan o los paga el cliente mejor dicho

Recientemente un cliente, uno que tiene el perfil de gerente, me contó su caso. Estaba muy feliz con su posicionamiento orgánico. Era el primero en las búsquedas de las palabras clave que le interesaban. Todo un éxito.

Pero había que rediseñar la web y me solicito que se lo hiciera yo, lo cual agradecí y era un buen dinero, pero mi recomendación fue que ya que estaba tan contento con su actual proveedor que siguiera con el y que en todo caso yo podría apoyarle con mi especialidad, la comunicación gráfica. Si, es complicado decir que no, pero es necesario.

El caso es que pasados los meses un buen día me comunica muy preocupado que ya habían cambiado la web pero que el teléfono había dejado de sonar, vamos, que los clientes no les encontraban.

Puesto a investigar por encima ya que el SEO (siglas Search Engine Optimization,es un conjunto de medidas para que la web sea más legible y reciba mejor ranking en los motores de búsqueda) no es mi especialidad, me di cuenta que al cambiar las páginas habían olvidado lo más importante: Google no posiciona un sitio web, posiciona sus páginas según su contenido y pasaba que todas las que el buscador ya tenía indexadas en esa web ya no estaban ya que habían creado otras nuevas que no reconocía.

En resumen y por no entrar en más detalles, el cliente muy descontento sin entender que había pasado, proveedor arreglando a todo correr su error, y yo preguntándome como habían podido cometer un fallo tan básico para una agencia especializada en hacer sitios web.

¿O resulta que no era un empresa especializada? Viendo su perfil en internet me entran las dudas, ya que con una plantilla muy corta cubren infinidad de servicios.

El siempre mejor pasado

Yo cojo como referencia los tiempos en los que el Copy era el Copy, el comercial era el comercial, el ejecutivo de cuentas era el ejecutivo de cuentas, el diseñador era el diseñador, el fotógrafo era el fotógrafo, etc. Era impensable que el ejecutivo de cuentas se pusiera a hacer de diseñador o el fotógrafo de copy.

Un conocido de los que puedo asegurar que era una de las estrellas del diseño en la siempre chic Villa de Bilbao durante los años 90 lo tiene muy claro. “El ordenador e internet han acabado con nuestra profesión” me dice siempre que nos vemos.

Y aunque yo le hablo de la democratización del trabajo en el fondo tiene mucha razón. Entre otras cosas ahora todo es para ayer, es decir, que si consigues un cliente, muchas veces por cuestiones de tiempo y por supuesto de presupuesto debes tirar con lo que tienes a mano, es decir, tu mismo (en caso de que trabajes de Freelance).

Pero en el fondo, y todos lo sabemos, es pan para hoy y hambre para mañana.

Lo ideaL

Desde mi punto de vista debemos presentarnos en el mercado con una imagen clara de a que nos dedicamos y en que somos un referente. Ser referente en algo es complicado lograrlo, pero una vez lo consigues es todo más sencillo, empezando por el tipo de trabajo que te va a llegar, que tendrá que ver con tu especialidad.

Pondré mi caso como ejemplo, he llegado a pensar que era copy, o director de marketing, o cualquier otra cosa en vez de lo que realmente soy y para lo que me he formado, diseñador experto en Comunicación Gráfica.

Y esto se ha debido al estar metido en tantos proyectos donde se me solicitaba realizar trabajos para los cuales no estaba preparado, pero claro, había que hacerlo sin posibilidad de contratar a nadie. Y ahora se mucho más que antes, entiendo mucho del mundo digital pero debo ser sincero conmigo mismo.

La vuelta a la especialización

Volver a centrarme en lo que realmente soy experto me ha llevado un tiempo. Lo primero que he hecho para desengancharme de esa tendencia de realizar labores generalista ha sido decir que no a todos los trabajos que no tenían que ver con lo que se hacer bien. Si, es duro decir que no, pero es necesario.

Ahora puedo decir que soy un referente en Comunicación Gráfica dentro de proyectos que saben perfectamente a lo que me dedico y de esta forma puedo seguir creciendo pero en una única dirección.

Me ofrezco a las empresas como lo que soy y eso lo están agradeciendo mucho ya que nos evitamos malos entendidos y la calidad del trabajo ha crecido mucho.

Me llegan al estudio muchos C.V. todas las semanas y me doy cuenta que muchos/as se ofrecen para hacer absolutamente de todo y eso mismo me hace dudar sobre lo que saben realmente hacer.

Y como recomendación, si aún no sabes en que eres bueno/a, lo mejor es que te tomes tu tiempo para analizarte. A lo mejor al principio debes buscar datos como darte cuenta con que disfrutas más, por ejemplo, con la analítica o con la escritura, y esto te dará una pista, y no olvides “HAZ DE TU TRABAJO TU HOBBY Y NUNCA MÁS TENDRÁS QUE TRABAJAR”.

Muchas gracias por leerme, espero que este post os ayude 😉

¿Te gustaría informarte de nuestros servicios de Comunicación Gráfica?

Si deseas recibir más información o contratar nuestros servicios por favor rellena el siguiente formulario y contactaremos contigo:

 

 

 

Deja un comentario

Powered by WordPress.com. Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: